03 d’agost 2012

Leer a Ausiàs March: el amor y el saber











— Ausiàs March, Obra poética (Selección bilingüe). Introducción de Joaquim Molas, traducción de Pere Gimferrer, Alfaguara, Madrid 1978.*

¿Podemos encontrar algo nuevo en el amor leyendo a un autor del siglo XV? Si duda, si ese autor es Ausiàs March, el poeta valenciano considerado, junto a François Villon, el momento culminante de la lírica de su época, entre el meteoro del amor cortés a punto de desaparecer y el momento señalado por Jacques Lacan en varias ocasiones como el nacimiento de un nuevo discurso del amor.
Entre los múltiples puntos de interés que la poesía de Ausiàs March presenta para un lector de Jacques Lacan, señalemos la vertiente que mejor nos enseña el vínculo del amor con las paradojas de la transferencia, entendida como sujeto supuesto saber.
Nadie como Ausiàs March ha sabido formular estas paradojas en la experiencia de un amor siempre contradictorio, lejos finalmente de toda idealización primera. Es precisamente siguiendo las consecuencias de esta desidealización donde se produce el encuentro con aquello que no hace amable al amor pero que nos indica el lugar de su causa. Es ahí donde el sujeto del amor encuentra lo más valioso del saber que buscaba, evitándolo sin saberlo, en su experiencia.
Vayan dos citas al respecto.

1) La primera, tan famosa como evocadora del amor como contingencia en su disyunción con el saber:

Amor, de vós io en sent més que no en sé,
de què la part pijor me'n romandrà;
e de vós sap lo qui sens vós està.
A joc de daus vos acompararé.

Amor, de vos yo siento más de lo que sé,
de lo que la parte peor me quedará,
y de vos sabe el que sin vos está:
con juego de dados os compararé.


2) La segunda, tan poco comentada como enigmática para quien quiera seguir la introducción del sujeto a la causa inconsciente del amor:

Creixent saber, l·ignorança·s desperta;

al qui més sab li corre major dubte:

en aquell temps que res no sé, no dubte,

e·l grosser foll tota cosa l·és certa.

En son saber algú no·s glorieje;

algú no sap del saber lo subjecte:

l'ànima és, e sol sabem l'effecte.

Creciendo saber, la ignorancia se despierta;
a quien más sabe le sobreviene mayor duda:
en aquel tiempo en que nada sé, no dudo,
al tosco loco todo le parece cierto.
Nadie se vanagloria en su saber;
nadie sabe del saber el sujeto:
el alma es, y sólo sabemos el efecto.

Es este sujeto del saber que no se sabe a sí mismo, —aquí “sujeto” debe entenderse también en el sentido clásico del “objeto del saber”—, es este sujeto tan cercano al sujeto del inconsciente freudiano, el que Ausiàs March aborda en la experiencia del amor. Y es allí donde el lector que quiera seguir sus meandros encontrará también las razones para acercarlo a las paradojas del amor de transferencia.


* Referencia escogida para la Bibliografía razonada — “Amor a la letra” — para las XI Jornadas de la ELP, con el tema “Un Nuevo Amor... Destinos del amor en la experiencia analítica”, que se realizan en A Coruña, en Noviembre de 2012.


2 comentaris:

Vicent ha dit...

De l'amor sempre se sent més que no se sap, i la persona que el té no en sap mentre que qui no el té amb l'ajut d'un bon esclau hi pot saber-ho pràcticament tot, tot del que el poder ha aconseguit escriure.
I el boig creu tot cert, però què és estar boig? no és un ser diferent dins d'un món de bojos amagats, el boig no és qui no s'ammaga perquè o no pot o el seu símptoma ja li guanya, ja el seu símptoma és més gran que la seua por? por a l'altre?
No sé qui em va dir que la diferència entre una il·luminació i un deliri era la por, l'il·luminat no té por, qui delira tem profundament allò, les contradiccions que el fan delirar.

M'agrada Ausiàs March, i tot i tenir el llibre eixe groc d'edicions 62 a casa del meu germà, la meua antiga casa, no l'havia llegit d'aquesta manera que vostè ens el presenta, una miqueta és un posar-lo a vostè sota un suposat subjecte saber, al que vostè ja hi estarà tan acostumat com fart.

Bé una abraçada i un somriure amistós

Vicent

Miquel Bassols i Puig ha dit...

Sàvies paraules les que esementa per distingir il·luminació i deliri. Gràcies de nou per la seva lectura. I salut!